El mejor usuario que el hombre ha podido conocer


    Desde hace algunos años un fenómeno viene ocurriendo dentro del sistema Metro que era considerado uno de los mejores del mundo, los perros callejeros.

Luis Alvarenga

      5:30 de la mañana y las puertas del sistema de transporte más usado de Caracas inicia su jornada de actividades, los primeros usuarios esperan ansiosos que la santamaría suba, sin esperar que el operador termine de acomodar la puerta, ya los más ágiles de los clientes se escurre por medio de los demás, baja las escaleras de una forma particular, abriendose paso a las carreras.
Su caso es como el de muchos otros usuarios que ahora tienen como costumbre usar el Metro de Caracas, no por trabajo, ocio o transporte, sino por necesidad. Estos transeuntes no tienen un hogar a donde ir, una familia que les de alimento o una persona que le de cariño.
Desde hace varios años un fenomeno que no era común en el Metro de Caracas ha venido ocurriendo y es el de los animales, en su inmensa mayoría perros, en los andenes y trenes del sistema subterráneo. Muchas han sido las quejas referente a los orejudos compañeros, pero en otras ciudades es algo común. El metro de Moscú es uno de los casos mencionados, en el cual se ha realizado un estudio científico explicando el por qué de la actitud de estos seres vivos en el llamado “palacio subterráneo”. La página web Kmsykms.com publicó una entrevista realizada a un investigador del Instituto de Ecología y Evolución de Moscú, donde relatan la conducta animal, que es muy parecida a la de cualquier ser humano, usando el sistema para ir de su hogar al trabajo y viceversa; además de dar con la causa histórica que generó que el mencionado suceso – la reorganización de la ciudad luego de la caida de la URSS, llevando las fábricas a las afueras de la misma, es decir, mudando el hogar de los peludos. -.

ABC news publicó que, según el biólogo ruso Andrey Poyarkov, los 35.000 animales que “habitan” el metro moscovita han desarrollado una inteligencia excepcional al saber orientarse y comportarse dentro del sistema, logrando convivir con los demás usuarios humanos, quienes ya están acostumbrados a la presencia de estos sin problema alguno.

En cambio, ciudades como Madrid, España, posee una normativa específica para el paso de animales domesticos de no más de 8 kilogramos, sin mencionar otras condiciones, entre ellas la discrecionalidad de los operadores para aceptar el ingreso o no del animal con su respectivo dueño. En el mismo país, pero en Barcelona y Bilbao, se llevaron a cabo manifestaciones en 2011 para levantar la prohibición de no circulación de ningún tipo de animales por los sistemas de transporte, según información de Europa Press. Previamente en 2005 ya se habían realizado cartas públicas de queja por esta situación, una de ellas publicadas por la página www.20minutos.es, alegando que dicha normativa fue retirada de otros sistemas, permitiendo la libre circulación de animales domésticos por los mismos.

Paul Middlewick comenzó hace 20 años una curiosa tradición en el primer metro del mundo, Londres. Cuentan múltiples blog y páginas de distinto tipo que durante la espera del tren en los andenes, Middlewick descubrió en el intricado mapa de las líneas del “subway” figuras de distintos animales, siendo la primera un elefante. Ya son más de 25 las figuras que casualmente fueron encontradas a causa del fastidio que representa esperar por un tren. Cabe destacar que en dicho sistema de transporte, los animales están permitidos bajo ciertas normativas.

En Venezuela y específicamente en Caracas esta situación es relativamente nueva. En un sistema de transporte público que durante muchos años fue considerado uno de los mejores y más limpios, ahora se pueden encontrar animales que, desafortunadamente, tienen como refugio nocturno las estrellas; como acompañante el hambre y la falta de cariño. Este ha sido uno de los argumentos infinitamente usados para declarar la decadencia en la que ha entrado el metro capitalino.
En páginas de medios como El Universal, en la sección de Correo del Pueblo, se puede encontrar cartas como la escrita por el señor Saul Urdaneta en 2011, la cual denuncia la presencia de animales en las estaciones del metro. Esta fue la respuesta que obtuvo:

“Con relación a la carta enviada por el señor Saúl Enrique Urdaneta Camero, El Universal contactó a la Dirección de Prensa del Metro de Caracas, sin que pudiera obtener una respuesta plenamente satisfactoria sobre la solución que presentan en este sistema de transporte público con los perros; esto según carta recibida en el Correo del Pueblo el 14 de septiembre del presente año.”

Si bien es cierto que los perros callejeros son relativamente nuevos, en 2007 se aprobó el permiso de tránsito de mascotas que sirvan de ayuda a personas con discapacidad, como los llamados Lazarillos, que son los perros guías para las personas con discapacidad visual, pero en el caso de los cuadrúpedos sin hogar no hay mayor avance.

Es así como surge @PerroUsuario, una cuenta en la red social Twitter que funciona como medio para denunciar, canalizar y publicar datos o comentarios sobre los perros que pasan los días en las estaciones y trenes.

Carlos Becerra es uno de los dueños de la cuenta, quien también es creador del perfil no oficial del Metro de Caracas, @CaracasMetro, que ha sido un bum dentro de los usuarios caraqueños de dicho portal web. Becerra explica que @PerroUsuario surge por la necesidad de saber qué pasa con los animales del metro, ya que a través de la cuenta primeramente mencionada se hacían muchos reportes de este tipo, perros en los andenes.

Por esta cuenta se han publicado casos como perros que caen en las vías del tren, que han sido arrollados o golpeados por el vagón, aunque no solo es motivo de malas noticias. Adopciones y recuperación de mascotas perdidas también han sido objeto de tuits y retuits que se suman a los muchos comentarios hechos con buen ánimo instando a los lectores a ofrecer cariño o ayuda a los peludos nuevos usuarios.

A través de @PerroUsuario se han logrado organizar varias jornadas de ayuda concentradas en las estaciones más congestionadas de animales, teniendo como éxitos la desparacitación de más de una docena de perros, la adopción de muchos otros y descubrir que hay muchas personas dispuestas a compartir un rato con ellos, sin importar si están sucios, si tienen pedigree o si tienen sus vacunas al día, de hecho, están ahí para ayudar a vacunarlos, jugar con ellos y censarlos, colocandoles una banda tricolor en señal que ellos también son venezolanos y merecen ser respetados.

Si de respeto se trata, es preciso reseñar que periódicos como El Universal, páginas web como Noticias 24 y La Patilla han reseñado el buen comportamiento de estos usuarios, quienes en fotos demuestran respetar la franja amarilla, seguir el trazo de la cola para ingresar al vagón y no atropellar a los demás usuarios, cosa que al parecer es muy dificil de lograr para los “Homo Sapiens Sapiens”, a quienes se debe repetir las normas del sistema durante la estadía en la estación, dentro de los trenes, en los avisos en cartelera y vagones, hasta en reglas y mini calendarios se han llegado a colocar las normativas, pero que aún no son cumplidas en su totalidad por los usuarios humanos.

Este caso causa bastante curiosidad en Becerra y quienes comentan distintos blogs, como el de El Universal, donde hay uno en especial para proponer soluciones al problema, pero que irónica y extrañamente se encuentran comentarios como el publicado por Fernando García el 12-06-2011 “Mandarlos para Cuba”.

Carlos Becerra y @PerroUsuario en general han realizado peticiones a los operadores del metro y a su directiva, recibiendo respuestas negativas. Esto fue evidenciado en entrevistas hechas a operadores del sistema que pidieron no revelar su identidad para no comprometer su trabajo. Ellos mencionan que la empresa, en el contrato, no les garantiza la cobertura de cualquier altercado con los animales como un “accidente laboral”, ni mucho menos reciben un entrenamiento básico para manejar estas situaciones. Los operadores saben de la existencia de una unidad que creen tiene el nombre “algo… ambiental”, pero que nunca atienden los llamados y no saben a ciencia cierta quiénes pertenecen a ella. Esto ha llegado a causar que un operador inventara un dispositivo para capturar animales, como los profesionales, pero hecho de puros materiales reciclados y a veces sacados de los desechados que alguna vez pertenecieron a los vagones.

Tanto @PerroUsuario como muchos de los usuarios que comentan en la cuenta esperan una respuesta efectiva por parte de su presidente, Haiman El Troudi, mientras realizan actividades en favor de estos lanudos compañeros que no tienen la culpa de habitar en la calle ni ser objeto del maltrato humano, sin tener conciencia que son seres vivos, sienten y padecen como cualquier otro. Nunca está de más ponerse en el lugar de ellos, pensar si sería justo recibir esos maltratos teniendo la necesidad de comida, agua y cariño, inocente de reaccionar con desconfianza.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s